ESPACIOS QUE SE TRANSFORMAN CON LOS SISTEMAS KLEIN

Espacios que se transforman como por arte de magia o cómo la adecuada combinación de aplicaciones correderas y plegables de Klein multiplica y transforma el espacio habitable.

Esta reforma integral de un piso de 160m2 de Madrid ha hecho desaparecer la compartimentación original. El arquitecto José Manuel Fiori ha conseguido ambientes amplios y modulares, gracias a su apuesta por una carpintería interior atrevida y poco convencional. El resultado se adapta perfectamente a las cambiantes necesidades de una familia con 3 hijos.

Parece magia: ha conseguido paredes que pueden desaparecer, estancias que se transforman según la hora del día…y espacios que se multiplican.

¿Cómo convertir con Klein estancias de paso en parte integrante de la zona de día?

Dos grandes paneles comederos de madera, SLID, separan el salón de la entrada de un vestíbulo interior.

Estos espacios suelen ser solo metros cuadrados “de paso”. Al abrir los paneles, se integran en el salón, quedando los tres ambientes unidos en uno mucho más amplio.

Cada uno de los paneles correderos, cuando se cierran, permiten que su correspondiente estancia vuelva a cumplir su función original.

Un tercer cerramiento interior, el sistema plegable PL, divide el gran salón en dos cuando se desea disfrutar de ambientes separados.

Abierto ocupa una mínima zona de aparcamiento lateral. Muy ligero y fácil de cerrar, se convierte en un tabique y aísla dos espacios contiguos, pero totalmente independientes.

La misma filosofía ha servido para diseñar los espacios de noche: amplitud, intimidad para una máxima comodidad.

¿Cómo convertir el baño en spa/vestidor, transformando así el dormitorio principal en suite?

Sencillo pero muy ingenioso. Un sistema KLEIN LITE vertebra 3 paneles correderos para dividir o unir aseo y pasillo de acceso al dormitorio principal. Se dispone así un área de circulación durante el día, con un baño más estrecho, aunque independiente.

Este espacio de bienestar y cuidado personal se multiplica en el momento de usarlo, deslizando los paneles para poder añadirle todo el pasillo y los armarios empotrados de su pared lateral. El dormitorio se transforma en suite.

En la zona infantil, ¿es realista pedir un espacio de juegos y, además, dormitorios separados?

Los pequeños de la familia, dos niños y una niña disfrutan de dos habitaciones adyacentes, ambas muy luminosas.

Cada una dispone de su propia puerta de acceso, pivotante. Entre las dos puertas pivotantes, se ha instalado en vez de pared un tabique deslizante de 6 paneles guiado por el sistema SLID TOP.

Permite integrar o independizar totalmente las dos estancias. Ligeros de desplazar, los paneles abiertos permiten compartir la totalidad del espacio.

La cocina, corazón de la casa, también se beneficia de aplicaciones correderas para disponer de dos accesos sin perder funcionalidad: escondidas dentro del tabique, el primer sistema KLEIN SLID INTRA da acceso al vestíbulo y el segundo a la zona de noche.

Los herrajes KLEIN nos facilitaron el proceso de diseño. Son muy intuitivos, precisos y a la vez permiten mucha flexibilidad al diseñador. Han sido la clave para dar respuesta al espacio tal y como se pretendía.

José Manuel Fiori.